Como nace Mariscos de Bahia Solano

Mariscos de Bahía Solano comienza con la ilución de un niño llamado Daniel Lloreda nativo de Bahía Solano región del Pacífico colombiano, quien desde muy pequeño descubrió su pasión por la pesca artesanal.  A los 12 años, Daniel comenzó a adentrarse en este mundo, guiado y enseñado por su amigo Luis Emilio, quien le inculcó los valores de una pesca responsable y la importancia de proteger el medio ambiente.

A medida que Daniel crecía, su amor por la pesca se fortalecía y su visión de construir y aportar a su comunidad se hacía cada vez más clara. En ocasiones Daniel solía dirigirse a la orilla de la Bahía, donde se encargaba de recibir la producción de otros pescadores, a cambio, le pagaban $500 pesos colombianos por kilo, lo cual le permitía contribuir económicamente a su hogar y ayudar a su madre con los gastos de la casa.

Con el tiempo, Daniel comenzó a soñar con crear su propia empresa de productos marinos, con la misión de llevar lo mejor del mar a todos los hogares tanto nivel Nacional como Internacional, así nace MARISCOS DE BAHÍA SOLANO, compra y venta de mariscos frescos y de calidad.

El sueño de Daniel se hizo realidad gracias a su determinación y compromiso y con el apoyo de su familia y la comunidad se crea Mariscos de Bahía Solano distinguiéndose por su enfoque en la pesca responsable y sostenible, promoviendo prácticas que protegen los recursos marinos y contribuyen al cuidado del medio ambiente, además se ha enfocado en desarrollar relaciones directas y justas con los pescadores locales, garantizando condiciones laborales dignas y precios justos por sus productos.

Hoy en día, Mariscos de Bahía Solano se ha convertido en una empresa reconocida en la región del Pacífico colombiano, con clientes tanto a nivel local como nacional, la calidad de sus productos, el compromiso con la comunidad y el medio ambiente son los pilares de su éxito.

La historia de Mariscos de Bahía Solano es un ejemplo de que el amor por lo que se hace, combinado con la determinación y el compromiso, puede llevar a la realización de los sueños y al crecimiento de una empresa que beneficia a toda una comunidad.

 

 

"Sin el mar y sin los pescadores no somos"